Policías capturados con droga alegan que se la decomisaron horas antes a un narco en Colón

0
86

Los siete policías hondureños que fueron capturados junto a dos civiles el 8 de octubre en Gualaco, Olancho, acusados por tráfico de drogas, aseguraron que los 19 kilos de cocaína que trasladaban en dos vehículos había sido decomisada horas antes a un supuesto narcotraficante en el departamento de Colón, norte de Honduras.

Según publicó diario La Prensa, un policía que participó en el operativo el día de la detención de los nueve agentes y dos personas más compareció como testigo de la Fiscalía hondureña durante la audiencia inicial de los imputados el martes (13.10.2021).

 

Fue así que montaron un operativo policial en el Corredor Agrícola y lograron detener a los dos vehículos.

“Se bajaron dos ocupantes y se identificaron como oficiales de la Policía Nacional, manifestaron que estaban participando en una operación y que tenían con ellos a un informante y un detenido”, declaró el testigo.

Constatan operativo

El informante afirmó también que los policías argumentaron “que venían de ver unas narcopistas y que habían decomisado una droga y que al llegar a Catacamas iban a reportar”.

El testigo dijo que constató la autenticidad del operativo con sus superiores en Tegucigalpa, pero esta se desestimó y procedió a detenerlos, el 8 de octubre en horas de la noche.

Policías y civiles detenidos

La captura de los agentes y dos civiles se confirmó por parte de la Policía Nacional el sábado 9 de octubre.

Los policías detenidos son miembros de la Dirección de Inteligencia Policial (Didpol) y fueron identificados como:

  • Jesús Perdomo Ordóñez
  • Miguel Ángel Zúniga Landeros
  • Saúl Alberto Zúniga Aguilar
  • José Luis Cano Martínez
  • Erick Xavier Velásquez Carmona
  • Edgar Misael Velásquez
  • Diblain Obed Mencías Hernández
Policías detenidos con droga en Gualaco, Olancho. Foto: Poder Judicial.

Asimismo, los dos civiles, supuestamente informantes, se identificaron como Freddy Antonio Sosa y Londy Francisco Montealegre Fiallos.

A las nueve personas se les acusa por su presunta vinculación al tráfico de drogas agravado y portación ilegal de arma de fuego agravado y el pasado 10 de octubre se les dictó detención judicial.