12/08/22

0
88

OFICIO. Pues, hombre, Hilario, invasiones por tierra, mar y aire. Invasiones en el sur, norte, oriente y occidente. “Para eso estamos en el poder”, avisan los invasores de oficio.

ARAQUE. Le sigue lloviendo a Edwin Araque. Ahora es que el hombre no estaba contento con los casi 300 mil que gana y se aumentó 12 mil ranas de un solo pencazo. “No entendés que no hay pisto”.

PADRE. Medio millón le costó el “altarcito Q”, más el abusivo “aumentito”, pero parece que en Palacio no se oye, padre… Y esto que hasta los mismos de Libre están pidiendo la cabeza de Araque.

GRUESO. Sepa Judas de dónde está bien agarrado Araque, porque en el primer gobierno del PC fue presidente del Banco Central y gerente de la Portuaria, dos cargos de grueso calibre.

ASCO. ¡Guácala, guácala! le manda a decir Redondo a los uñudos del pasado que nunca denunciaron la corrupción. “Me provocan asco”, jura por Salvador.

ESCUPIR. Todavía no se había ni levantado del nocaut de Karen cuando Moisés Ulloa volvió a caer a la lona, por otra denuncia de acoso sexual. Está frito el lugarteniente de Nasralla. Por eso dicen, Moisés, que no hay que escupir para arriba.

QUEJA. Lamenta Karen que, cuando le puso la queja al “resignado” de la tele, en lugar de poner en su sitio a Moisés Ulloa, la corrió a ella. Pero parece que ya lo suspendieron.

CLAVO. Jueves de denuncias, porque también denunciaron por estafa a Tirso Ulloa, secretario general del Instituto de la Propiedad. Hasta en la Inspectoría de esa entidad le hicieron clavo.

JUNTA. Para que vean de dónde viene la campaña -o la ordenanza- de Redondo en contra de la Junta Nominadora, “Carlón” manda a decir que la potestad de elegir los magistrados de la Corte es del Congreso y que la JN le limita esa prerrogativa. Será.

LIBRE. “Carlón” jura por su brother que en Libre están los abogados más inmaculados para que sean magistrados de la nueva Corte. Será.

NEGOCIO. El regreso a las escuelas normales, Sancho amigo, no es más que un pingue negocio de los colegios magisteriales. Si los docentes son profesionales universitarios, ya no se afilian a los sindicatos y pierden membresía.

CULPA. Pero, al final, no es culpa de los sindicatos del magisterio. Ellos están en su “bisnes”. La culpa es de otros.

COCA. Hombre, la chepa exhibió como gran narco a un señor que traía confites y hojas de coca de Perú, y eso allá lo venden hasta en las pulperías.