Leonardo Deras, gerente de la Empresa Nacional de Energía Eléctrica (ENEE), denunció este miércoles que unos 30 técnicos de la estatal fueron «secuestrados» en Olancho mientras trabajaban en la reparación de una la línea de transmisión que fue «saboteada por tercera vez en esta zona» y que afectó a todo este importante departamento y a varios municipios del norte de Francisco Morazán.